fbpx

Código de Construcción Sustentable en Chile comenzará su aplicación este 2014

La herramienta buscará incentivar mejores estándares técnicos de sostenibilidad en las futuras viviendas, promoviendo la innovación y el cuidado por el medioambiente.

Mejorar la calidad de vida de las personas y su entorno a través de un desarrollo sustentable se ha vuelto uno de los mayores focos en la creación de políticas públicas en Chile, integrando este concepto a los distintos sectores productivos del país.

Tal ha sido la preocupación en el ámbito de la construcción, que gracias al Convenio Interministerial de las carteras de Obras Públicas, Vivienda y Urbanismo, Energía y Medioambiente se han ido sentando las bases para la Estrategia Nacional de Construcción Sustentable.

codigo de construccion sustentable en chile MINVU CovintecComo punto de partida, este equipo interdisciplinario ha definido la construcción sustentable como un modo de concebir el diseño arquitectónico y urbanístico, que incorpora la sostenibilidad en todo su proceso, minimizando el impacto en el medioambiente y la salud de las personas.

Para dar vida a esta premisa, en noviembre de 2013 se presentó el primer Código de Construcción Sustentable para Viviendas, instrumento desarrollado por el Building Research Establishment (organismo con gran experiencia internacional, dedicado a la consultoría, capacitación y análisis de innovaciones en el sector construcción) en conjunto con el Ministerio de Vivienda y Urbanismo, el cual comenzará su aplicación durante el primer trimestre de 2014.

¿Cuál es su objetivo y cómo se aplicará?

Esta herramienta buscará incentivar criterios de mayor eficiencia en la gestión de energía, agua y residuos para las viviendas que se edifiquen, y regirá tanto para las empresas constructoras, como para quienes desarrollen las tecnologías o habiten estas construcciones.

Las normas, procedimientos y materialidades indicadas tendrán tres alcances:

Económico: la aplicación del Código busca reflejarse en un ahorro financiero para los ocupantes de las viviendas que sigan sus indicaciones; mayores beneficios para los fabricantes de tecnologías sostenibles; y apoyar el desarrollo de una economía verde.

Ambiental: incentivar la reducción de emisiones de carbono, contaminación y residuos en las viviendas y el sector de la construcción.

Social: el Código busca llevar a la práctica, medidas que mejoren el confort en las viviendas, incrementar las habilidades de las personas que trabajen en el rubro de la construcción y avanzar hacia sociedades más sostenibles.

El Código de Construcción Sustentable para Viviendas será de aplicación voluntaria y se irá incorporando paulatinamente, procurando que la industria se haga parte del proceso y que se constituya como un valor diferenciador respecto a construcciones tradicionales para los consumidores.

Fotografías:

Minvu 

Fundación Prohumana