¿Cómo afecta el alza del dólar los costos de construcción?

La tendencia al alza del dólar durante este 2015, no parece dar tregua y es inevitable que repercuta en los diversos sectores de la economía nacional. Las importaciones son una de las principales actividades económicas que han sufrido las consecuencias y que han tenido efectos adversos en el país.

El sector inmobiliario es uno de los rubros que se ha visto afectado ya que el costo de construcción de proyectos de viviendas o de oficinas ha aumentado. Las terminaciones que deben ser instaladas en la fase final de edificación son, en algunos casos, importadas por lo cual se ha visto afectado su valor con respecto a la planificación original.

De hasta un 17% ha sido el incremento del costo de construcción por m2 de una oficina, según la última medición del “Índice Contract” elaborado por la firma regional de arquitectura Contract Workplaces. A esta situación de alza de precios en la oferta inmobiliaria, además del valor de los materiales, también se le suma la escasez de suelo, las restricciones de los planes reguladores y el encarecimiento de la mano de obra.

Según datos de la Cámara Chilena de la Construcción (CChC), los materiales tienen una importancia relativa del 44% en los costos de edificación, mientras que los sueldos y salarios del personal vinculado a una obra en específico explican el 53%. Parte del equipamiento más relevante de las viviendas y que está vinculado al alto precio del dólar se encuentran, por ejemplo, en los ascensores, las cerámicas, las griferías y los aluminios.

Cabe considerar que este efecto tiene un rezago, ya que las constructoras en su mayoría cierran los precios de las partidas con bastante anticipación, exigiendo a los proveedores los stocks necesarios para concretar y culminar la edificación.

En este contexto, hay una clara señal de advertencia para los que decidirán convertirse en propietarios durante los próximos años, ya que además de asumir en el valor final de su vivienda el recargo por el fortalecimiento del dólar y la inflación del peso, también estarán enfrentando los primeros resultados de la Reforma Tributaria.